Descubrir el origen de la ansiedad

Los cuadros de ansiedad se originan en situaciones del pasado no resueltas y pueden expresarse en el presente en forma de mareos, ataques de pánico, incapacidad de actuar… momentáneamente se pueden calmar con fármacos – con sus efectos secundarios -, o bien los podemos superar siguiendo el origen de la ansiedad hasta llegar al problema original.

La palabra ansiedad es una palabra parecida a angustia y a lo que los médicos llaman estrés. La ansiedad es un síntoma de alarma psíquica, igual que el dolor lo es para el cuerpo. Existen estados de ansiedad normales, necesarios para la supervivencia, lo mismo que hay estados de dolor normales que avisan de que hay que tratarlos.

ansiedad

La ansiedad funciona más o menos igual: nos guía por los laberintos y obstáculos que tiene la vida, y nos pone en condiciones de evitar situaciones peligrosas, a responder apropiadamente frente a un peligro real, y a huir frente la amenaza, cuando esto sea lo más adecuado. El problema viene cuando esta ansiedad se convierte en algo enfermizo, con expresiones significativas. Es en estos casos cuando se suelen recetar medicamentos tranquilizantes y ansiolíticos que calman transitoriamente y pueden resultar útiles frente a situaciones insoportables que no permiten llevar una vida normal. Aunque se sabe que el uso continuado de estos medicamentos tiene efectos secundarios. Una opción frente a la medicación contra la ansiedad es saber qué la provoca para poder enfrentarla y superarla.

La ansiedad se suele expresar de forma física o psíquica la ansiedad y el desplazamiento sintomático se crean por el encuentro de dos conflictos, uno antiguo y otro actual que lo vuelve a activar. El conflicto antiguo vive en el sitio del actual. El psicoanálisis pretende dirigir la cura del individuo a través del reconocimiento que él se deje hacer de su historia, sus alteraciones y críticas, sus olvidos y engaños.

 

La creación del síndrome protege al “yo” de una circunstancia vivida por el individuo como peligrosa. En vez de angustia, a través de la formación sustitutiva, el sujeto padecerá dolores corporales, diarrea, dolores de estómago, mareo, parálisis motriz, alucinaciones histéricas, depresión… y otros muchos síntomas.

La clave del cambio es liberarse del miedo. Rosanne Cash

La depresión es alimentada debido a heridas no curadas. Penélope Sweet

Vanessa Arjona

Agradecimientos a iMprove (publicar en iphone). Para mas información sobre desarrollo personal ver las aplicaciones iphone de iMprove

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: